CRÓNICA. Un error condena el planteamiento del Cholo

Atlético Chelsea

Lejos de casa, pero para la UEFA como si jugase en casa, pero con excepciones. El Atlético de Madrid partía como local ante el Chelsea, pero con pantalón rojo (cosa de supersticiosos). Arrancó el partido bien con una amarilla para Mount, que estaba apercibido y se perderá la vuelta. Cortó una contra comandada por Joao Félix, que buscaba la portería bleu. Pese al esquema de cuatro que promulgaba el Atleti, en el verde Lemar se situaba como carrilero izquierdo y Marcos Llorente por la derecha. Pese a un once con jugadores ofensivas, el Chelsea dominaba con balón y el Atleti esperaba atrás. Cholismo de manual en una eliminatoria con el equipo jugando el primer partido como local. Y pudo funcionar cuando, al cuarto de hora, Lemar tuvo la primera clara. Robó Suárez en línea de fondo, se internó al área y centró para el francés, que llegó tarde y no consiguió rematar entre los tres palos.




Tras ello, el músculo del Chelsea en el centro del campo hacía acularse atrás al Atleti, que iba a buscar el contragolpe. Tocaba trabajar, con Correa muy metido atrás, ayudando, y situando una línea de hasta seis jugadores ante las intentonas de los londinenses. Cholismo de manual en una primera hora de juego donde, pese a la superioridad bleu, se mantenía cómodo el cuadro colchonero. Transiciones largas con el objetivo de provocar un error en el muro colchonero. No iba a ser así, y es que tan solo Marcos Alonso probó las manos de Oblak, con un disparo lejano. Y pese a la superioridad, el Atleti volvió a tener otra clara. Una buena acción de ataque que Luis Suárez no consiguió culminar. Correa centró pero el balón se le quedó atrás al charrúa, que sigue sin ver portería en Champions.

IMPREVISTO DE GOL, DERROTA INESPERADA

Como mandan los cánones, volvía a rodar el esférico en Bucarest y el Atlético salió fuerte buscando sorprender al Chelsea. No fue así. Los ingleses estaban siendo superiores, con más físico y mayor capacidad de fútbol. Con Joao Félix con una marcha por detrás, y que no mostraba la calidad que atesora. Tarde a los balones divididos, sin buenos controles y con, tan solo, un remate acrobático que se marchó muy alto. El segundo tiempo seguía por la misma dinámica del primero. El Chelsea era superior y el Atlético continuaba mostrando su planteamiento claro. En la hora de juego, primero Marcos Llorente y después Jorginho vieron una amarilla cada uno. Dos tarjetas, la segunda, que deja a Jorginho sin poder jugar en la vuelta por sanción. Sin embargo todo cambió con veinte minutos para el final. Giroud no dudó y de chilena batió a Oblak con un grandísimo gol. El línea levantó el banderín y el gol quedaba anulado, fuera de juego claro. Pero no, el VAR avisaba a Brych de que iban a revisar el tanto. Y finalmente, tras la revisión, el colegiado dio gol. Mario Hermoso fue el último en tocar el balón, con un despeje hacia detrás, y habilitó a Giroud para hacer el primero.

Tocaba remar contar corriente en un partido donde el Chelsea chafó el plan del Cholo. Tocaba seguir trabajando con cuarto de hora para el final y la entrada de Dembélé, Kondogbia y Torreira. Se marchaban Correa, Saúl y Joao Félix. Parecía que pese a intentarlo, no iban a llegar oportunidades. Se buscó, con la entrada de Vitolo minutos más tarde, el Cholo buscó dar un paso más. El canario lo intentó, mientras que Lemar se desesperaba en un querer y no poder. Y no había tiempo para más.




Un partido donde el Chelsea fue mejor dejó al Atlético en inferioridad en el resultado de cara a la vuelta. Tocará remontar, con aún, 90 minutos por delante.

2 comentarios sobre «CRÓNICA. Un error condena el planteamiento del Cholo»

Deja una respuesta

¡Únete a nuestra Newsletter!¿Nos ayuda y estas informado al día de la actualidad?

Únete a nuestra newsletter para estar al día de toda la información del Atlético de Madrid, La Academia y el Femenino...

¡No te lo puedes perder!

¡¡Gracias!!