CRÓNICA. Preocupante situación y despropósito arbitral

Bayer Leverkusen Atlético Champions

El Atlético de Madrid cayó, de forma merecida, ante el Bayer Leverkusen en una noche de Champions League donde se pudo ganar pero donde se perdió. Todo en un encuentro marcado por el despropósito arbitral de Michael Oliver.


El fútbol va de goles y eso se demostró en Alemania. Como era de esperar y pese a todos los rumores, Griezmann no jugó y Grbic era titular ante la lesión de Oblak. Un primer tiempo que comenzó dominando el Atleti con balón y buscando acular atrás al cuadro bávaro. Sin apenas ocasiones, ambos equipos se respetaban y tan solo Joao Félix buscaba dar un toque de magia que no aparecía. Fue en un balón aislado que colgó Nahuel Molina al área donde Tapsoba dio al balón con la mano de manera clara. El penalti era clamoroso pero ni el inglés Michael Oliver ni el VAR dieron un penalti que era clarísimo. Increíble decisión de una UEFA que no dudó en pitar el de Hermoso ante el Oporto en la primera jornada.

Tocaba seguir jugando pese a la injusticia del colegiado, que beneficiaba al Leverkusen. Todo en un primer tiempo en el que los locales empezaron a aumentar la posesión y buscaron a Grbic. Apenas lo lograron en una ocasión desde la frontal de Diaby, que atajó Grbic en dos tiempos. Seguro el croata, que sustituía a Oblak por segundo partido consecutivo. Mientras tanto, el Atlético apenas contaba con ocasiones claras de gol. La única fue en la recta final del primer tiempo, en una transición en la que Marcos Llorente no consiguió rematar entre los tres palos.

Se fue a por el partido y se perdió

Ya en el segundo tiempo, el Cholo Simeone fue a por la segunda jornada de la Champions con los cambios del Atlético mientras el Leverkusen fue a esperar su oportunidad. Y la tuvo tras un error clamoroso de Hermoso en defensa pero que primero el larguero y después el palo salvaron a los de Simeone. Se llegó a la hora de juego con el Leverkusen  dominando con balón y buscando el primer tanto de la noche. Esperaba atrás el Atleti y llegó la hora de Griezmann, que entró con Carrasco al cambio en un doble cambio bastante ofensivo por parte del Cholo. El Atlético se iba ahora sí a por el partido y en la primera transición, larga por parte de Griezmann y Joao, el portugués la pegó desviada desde la frontal. Y justo después lo intentó De Paul. Jugada perfecta del Atleti, trenzando en la frontal y el disparo bombeado del argentino lo despejaba Hradecky a córner.

Perdonaba el Atleti, que iba a por los tres puntos y dominaba ahora con balón y buen juego. Pero el cuadro bávaro no se descolgaba y tras un triple rebote a favor del Leverkusen, apareció Felipe para desviar a córner con Grbic ya superado. El Cholo ahí decidió dar descanso a un participativo Joao Félix y un mal Morata para dar paso a Cunha y Correa. El argentino lo intentó por dentro, mientras esperaba atrás el Leverkusen buscando salir en velocidad. La recta final llegaba y el miedo a perder acabó haciendo mella. En una de esas contras, salió rápido el Leverkusen y Andrich no falló desde el punto de penalti. Se adelantaba el Leverkusen, que ya sobre la bocina hizo el segundo en otra contra de manual que anotó Diaby.

Sensación de preocupación en una noche para olvidar, por el arbitraje y el mal control del Atlético. Con la victoria del Brujas al Oporto (0-4), el cuadro belga se pone primero de grupo en Champions y el Atlético de Simeone empata a puntos con el Bayer Leverkusen.

Deja una respuesta

¡Únete a nuestra Newsletter!¿Nos ayuda y estas informado al día de la actualidad?

Únete a nuestra newsletter para estar al día de toda la información del Atlético de Madrid, La Academia y el Femenino...

¡No te lo puedes perder!

¡¡Gracias!!