Crónica. Marcos Llorente, fiabilidad rojiblanca en el Coliseum

El Atleti fue de menos a más en un día donde consiguió tres puntos para afianzarse en la tercera plaza. El Getafe se resistió en la primera mitad pero acabó sucumbiendo ante los poderes del Cholo y Marcos Llorente. El madrileño y Thomas fueron verdugos en el Coliseum en una nueva victoria colchonera.

Imprecisiones e intensidad

Arrancó el duelo de forma trabada y con Maksimovic siendo atendido por un pelotazo en la nariz. Intensidad de ambos equipos y posesión de balón para el Atlético, que contó con la primera ocasión del partido. Una falta lejana que Carrasco probó de forma directa, topándose con la barrera. Se equivocó el belga en una acción sin peligro para Soria. Estaba bien el Atleti en los primeros compases en donde Marcos Llorente llegó a línea de fondo sin encontrar a Costa. Buenas sensaciones del madrileño cuando el Getafe de Bordalás comenzó en busca de ganar presencia en el medio del campo. Cucurella y Mata aprovecharon el error en la salida de balón de Koke. Un error que aprovecharon con una combinaron por la izquierda que acabó con un golpeo de Maksimovic por encima del larguero. Y justo después, otro error ahora de Giménez lo aprovechó Mata que sobrepasó a Oblak pero Felipe salvó sobre la línea de fondo. Buscaba aprovechar su momento el Getafe ante un Atleti que había cometido dos errores incomprensibles y no comunes en el Atleti. Con la Champions certificada el Atleti optaba a la tercera plaza, pero el Getafe tenía que ganar para estar en Europa. Y en una nueva ocasión, Mata salvó al Atleti tras una falta directa que sacó el delantero azulón. El Atleti buscaba a rehacerse ante el nerviosismo del Cholo. Carrasco se encontraba impreciso en un sistema poco común en el cuadro colchonero. Saúl y Koke se situaban detrás de la línea de tres formada por Correa, Casrrasco y Llorente. Probaba diferentes sistemas el cuadro de Simeone, que volvió a encontrar a Marcos Llorente en un desborde por la banda. Encontró a Diego Costa con un centro perfecto pero el de Lagarto mandó su remate algo.

«El Atleti sufría mucho ante un Getafe necesitado. Hacía mucho tiempo que no recibía tantas ocasiones de gol en un mismo partido»

Respondía el Getafe con un disparo lejano de Timor que desvió Oblak a córner. El Atleti sufría mucho ante un Getafe necesitado. Hacía mucho tiempo que no recibía tantas ocasiones de gol en un mismo partido, y pudo subir el primer gol en el marcador. En una acción combinada acabó con Mata rematando a gol, pero la jugada quedó invalidada por fuera de juego. Pero tras la pausa de hidratación reaccionó el equipo por medio de Llorente. Es el que mejor está y se deshizo de Timor con un autopase perfecto que no consiguió rematar Costa. Comenzaba a jugar con balón el Atleti, combinando y en una buena acción del equipo Carrasco cayó en el área. Lo tocó Cabaco en una acción que a interpretación del árbitro no fue pena máxima. Un contacto leve que no consiguió salvar el belga en una buena acción en ataque. Koke y Saúl no se encontraban, y eso el Atleti lo notaba en su juego. Las acciones en ataque del Atleti eran esporádicas, pero comandadas por Carrasco. El belga estaba siendo el mejor en ataque pese a las imprecisiones. Lo buscó con un disparo lejano que se marchó desviado. El encuentro se fue al tiempo de descuento con un partido abierto y con ocasiones para ambos equipos.

Marcos Llorente, fiabilidad de nueve

Entró el Atleti muy bien en el segundo tiempo. Concentrado, preciso y en busca de la victoria. Y por la derecha, mediante un buen Arias, el Atleti sobrepasó la línea defensiva del Getafe pero Costa, con todo a favor, mandó el balón por la línea de fondo. Le golpeó con la parte baja del muslo y se le fue desviado con Soria superado. Pero el propio Costa no bajó los brazos, y en un balón largo orientó con el pecho el balón a Carrasco. Echó a correr el belga, que pese a pecar de individualista, encontró a Llorente en la frontal que como sucedió en Anfield encontró el gol. Recibió en la frontal, y a la media vuelta, sin mirar al portero, la golpeó al primer palo para hacer el primer tanto del partido. Había salido muy bien el equipo y se encontró con un gol merecido para mantener la tercera plaza. Todo por medio de un buen Marcos Llorente, mediante una muy buena acción que comenzó Diego Costa. El partido continuó con dominio colchonero. Sin embargo, en una protesta de Saúl el ilicitano vio la amarilla y se perderá por acumulación de tarjetas el último duelo de Liga. Con superioridad el Atleti se puso manos a la obra en busca del segundo gol, y lo pudo encontrar. Una muy buena acción por la izquierda, con una buena presencia de Manu Sánchez, Llorente encontró a Correa que se la dejó a Koke con todo a favor. El vallecano se la cedió a Arias cuando reculaba el Getafe, y el colombiano encontró a Carrasco que pensó más de lo necesario. Se echó la zaga encima de Carrasco que no consiguió armar la pierna.

«Pese a la intensidad y a la dificultad, el Atleti sabía rehacerse en un duelo de muchas similitudes futbolísticas»

El Atleti era mejor cuando el Cholo realizó la primera sustitución, dando paso a Thomas en lugar de un Saúl muy flojito. Pese a la intensidad y a la dificultad, el Atleti sabía rehacerse en un duelo de muchas similitudes futbolísticas. Con espacios el Getafe sufría mucho cuando Diego Costa y Llorente se encontraban, y lo volvieron a hacer. Costa recibió y encontró en carrera al madrileño, que buscó de tacón a Correa pero estuvo más veloz la zaga azulona. El Geta la tuvo por medio de Ángel a la salida de un córner que remató desviado. Con cuarto de hora para el final Marcos Llorente se fue al suelo y solicitó el cambio, en lo que parecía desgaste físico después de la gran carga de partidos. Entró Mmorata, en su primer partido con Costa en el campo, al mismo tiempo que entró Vitolo en el lugar de Carrasco. Con los cambios el Atleti le dio otra marcha al juego cuando Thomas encontró a la espalda de la defensa a Vitolo, que aguantó muy bien para volver a encontrar al ghanés que no perdonó. El Atleti sentenciaba el encuentro en una segunda mitad de mucha calidad. El encuentro culminó con un gol anulado por fuera de juego de Vitolo.

Tres puntos para afianzar la tercera plaza. El Atleti hizo su trabajo y sumó tres puntos que le sirven para conseguir una tercera plaza a falta del último duelo de Liga ante la Real Sociedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *